sábado, 17 de abril de 2010

ANA FRANK

APORTACIÓN AL BLOG "QUEPODEMOSLEER"


EL DIARIO DE ANA FRANK

No hay un libro hasta el día de hoy que me haya impresionado más que el diario de Ana Frank. Encuentro para esta afirmación dos motivos por los cuales estoy seguro para pensarlo de esta manera. El primer motivo es mi interés por todo lo relacionado con la segunda guerra mundial, por todo lo allí acontecido y, sobre todo, cuáles fueron las causas y consecuencias de tal barbarie humana. El segundo motivo es, en sí mismo, relacionado con el libro y no es otra cosa sino el pensar en cómo todas esas anotaciones que hizo Ana Frank han servido de reflexión para tantos y tantos millones de personas en el mundo que han leído, como dijo ella, un diario al que nadie hará caso. Si alguien le hubiera dicho a aquella muchacha de 13 años que su diario se convertiría en referente para muchas personas, que serían millones las personas que le dirían cuánto se equivocaba en aquella afirmación que decía, no se lo creería. Pero vayamos por partes y situémonos. Tras la invasión de Holanda por parte del frente alemán, los Frank, familia de comerciantes judíos asentados en Ámsterdam en 1933, se ocultaron de la Gestapo (policía secreta del estado alemán) durante algo más de dos años. La llamaron "casa de atrás" y en ella se situaban 8 personas en el más absoluto de los silencios, con unas normas estrictas para no ser descubiertos. Estuvieron ocultos desde junio de 1942 hasta agosto de 1944, fecha en que fueron detenidos y enviados a distintos campos de concentración. En esas condiciones Ana Frank escribió su diario entre días de silencio, días ocultos y, sobre todo, de miedos constantes por su descubrimiento. El diario de Ana Frank consta de anotaciones hechas en distintos días, algunos de los cuales amplió pasados un tiempo. Su padre Otto Frank recogió todas sus anotaciones en cuanto fueron descubiertos el 4 de Agosto de 1944 y decidió publicarlas. Ana Frank fue llevada al campo de concentración de Bergen-Belsen donde moriría en marzo de 1945. Ana, cariñosamente, expresó en este diario todo su mundo, bajo la atenta mirada de su amiga imaginaria "Kitty", nombre con el que abría todos sus escritos.
Me ha llamado poderosamente la atención, a medida que voy leyendo su diario, como éste se convirtió para Ana en su vía de escape, en su refugio en tantos días, en cómo plasmaba en él todas sus dudas, sus temas a tratar, su día a día. No resulta nada fácil guardar silencio para intentar que no te descubran en una época tan oscura como el Tercer Reich. Sus anotaciones abarcan desde política a aspectos personales como su propia sexualidad. Anota y deja claro en su diario su afecto por su padre y su total desinterés por su madre. Escribe sobre cómo va conociendo a Peter, su amor incondicional, cómo comen, cómo van al servicio, absolutamente todo. Como abrí este texto, no creo que Ana Frank fuera consciente de que sus palabras serían inmortales, que se quedarían en el olvido, que sería todo un referente escrito de lo sucedido a ella y a su familia, en aquella época ni en ninguna otra. Llegas a sentir, a través de sus palabras, el interés por lo ocurrido a aquellas 8 personas de nacionalidad judía que tuvieron que ocultarse en la "casa de atrás" para no ser descubiertos. He sentido, al cerrar las páginas del libro y ver la foto de portada del mismo, en el que Ana Frank sonríe, con una mirada feliz, el sentimiento de que su muerte servirá como ejemplo para generaciones futuras que miran el fanatismo racial, la pureza de la raza y tantas otras cosas banales de otra manera. De la manera que debe ser, que no es otra que la de respetar a cada uno de los seres humanos que habitamos este planeta. No quiero despedirme de esta entrada a este post sin agradecer a su autor el que me haya cedido parte de este espacio digital para tratar este libro sin olvidar una referencia a las palabras que sobre el diario dijo John Fitzgerald Kennedy... "De entre los muchos que, a lo largo de la historia, han hablado en nombre de la dignidad humana en tiempos de sufrimiento y muerte, no hay ninguna voz que tenga más peso que la de Ana Frank".
Para más información al respecto:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada